Saltar al contenido

Mandíbula

Maxilar inferior

mandíbula

La mandíbula también se le conoce como maxilar inferior, localizada inferiormente en el esqueleto facial, es el hueso más grande y más fuerte de la cara. Forma la mandíbula inferior y actúa como receptáculo para los dientes inferiores. También articula en cada lado con el hueso temporal, formando la articulación temporomandibular.

En este artículo, vamos a ver la anatomía y la importancia clínica de la mandíbula.

Anatomía de la mandíbula

El maxilar inferior consiste en un cuerpo horizontal (anterior) y dos ramas verticales (posterior). El cuerpo y las ramas se encuentran a cada lado en el ángulo de la mandíbula.

mandíbula
Partes de la mandíbula

Cuerpo

El cuerpo de la mandíbula (maxilar superior) es curvo, y tiene forma muy parecida a una herradura. Tiene dos fronteras:

  • Borde alveolar (superior): contiene 16 zócalos para sujetar los dientes inferiores
  • Base (inferior): lugar de fijación para el músculo digástrico medialmente.

El cuerpo está marcado en la línea media por la sínfisis mandibular.. Se trata de una pequeña cresta de hueso que representa la fusión de las dos mitades durante el desarrollo. La sínfisis encierra una eminencia triangular: la protuberancia mentoniana, que forma la forma de la barbilla.

También te puede interesar: Anatomía Topográfica, Modelos anatómicos

Lateral a la protuberancia mentoniana está el agujero del mentón (debajo del segundo diente del premolar en cada lado). Actúa como un pasadizo para las estructuras neurovasculares.

Ramas del maxilar inferior

Hay dos ramas de la mandíbula, que proyectan perpendicular hacia arriba del ángulo de la mandíbula. Cada rama contiene los siguientes hitos óseos:

Cabeza: situada posteriormente, y articula con el hueso temporal para formar la articulación temporomandibular.
Cuello: apoya la cabeza de la rama, y el lugar de fijación del músculo pterigoideo lateral.
Proceso de coronoide: sitio de unión del músculo temporal.

La superficie interna de la rama también está marcada por el foramen mandibular, que actúa como un pasadizo para las estructuras neurovasculares.

mandíbula

Agujeros

Un foramen se refiere a cualquier abertura a través de la cual las estructuras neurovasculares pueden viajar. La mandíbula está marcada por dos agujeros.

El foramen mandibular se encuentra en la superficie interna de la rama de la mandíbula. Sirve como conducto para el nervio alveolar inferior y la arteria alveolar inferior. Viajan a través del foramen mandibular, en el canal mandibular, y salen en el agujero mental.

El foramen mental se coloca sobre la superficie externa del cuerpo mandibular, por debajo del segundo diente premolar. Permite que el nervio y la arteria alveolares inferiores salgan del canal del maxilar inferior. Cuando el nervio alveolar inferior pasa a través del foramen mental, se convierte en el nervio mental (inerva la piel del labio inferior y el frente de la barbilla).

Inserciones musculares

La mandíbula sirve como punto de enganche para los diversos músculos, incluyendo los fuertes músculos de la masticación.

El músculo temporal se adhiere al proceso coronoideo, y el masetero se adhiere a la rama. La pterigoidea lateral se inserta en el cuello del maxilar inferior, y la pterigoidea interna se inserta en la rama cerca del ángulo de la mandíbula.

Articulaciones del maxilar inferior

El maxilar inferior articula con el hueso temporal para formar el empalme temporomandibular.

Importancia clínica

mandíbula

 

Fractura de la mandíbula

Una fractura mandibular raramente ocurre aisladamente. Al igual que las fracturas del borde pélvico, una fractura en un lado se asocia con frecuencia a una fractura en el lado contralateral.

Por lo tanto, si se observa una fractura, se debe buscar otra. Por ejemplo, a menudo se observa un cuello fracturado del maxilar inferior junto con una fractura del cuerpo mandibular contralateral.

Las características de las fracturas mandibulares son las siguientes:

  • Las fracturas del proceso de coronoide son infrecuentes y generalmente singulares.
  • Las fracturas del cuello de la mandíbula son a menudo transversales y acompañadas generalmente con la dislocación del empalme temporomandibular.
  • Fracturas del ángulo de la mandíbula son generalmente oblicuas y pueden implicar el alvéolo del 3ro molar.
  • Las fracturas del cuerpo de la mandíbula pasan con frecuencia a través del diente canino.
Mandíbula
4.9 (97.14%) 14 vote[s]