Saltar al contenido

Hueso occipital

hueso occipital
Hueso occipital
5 (100%) 9 vote[s]

El hueso occipital es un hueso no pareado que cubre la parte posterior de la cabeza (occipital). Constituye una gran parte de la parte basilar del neurocranio y aloja enteramente el cerebelo.

Es el único hueso del cráneo que se articula con la columna cervical y, además de esta articulación, se articula con muchos otros huesos del cráneo. Por eso, el hueso occipital se describe en términos de partes separadas que son: la parte basilar, la parte escamosa, las partes laterales (colocadas lateralmente en el agujero magno o foramen magnum).

Bordes: superolateralmente: sutura lambdoidea que lo separa de los huesos parietales.
Inferolateralmente: sutura occipitomastoidea que la separa del proceso mastoideo
Inferiormente: sutura petrooccipital que la separa de la parte pétrea del hueso temporal.
Superficies: Superficie exterior: protuberancia occipital externa, prominencia en el centro de la superficie exterior. Inion, punto más alto de la protuberancia occipital externa.
Cresta occipital externa (línea nucal media) – una cresta que se extiende desde la inion a lo largo de la línea media hasta el agujero magno.
Líneas nucales más altas, superiores e inferiores – líneas que se ejecutan horizontalmente a través de la superficie exterior
Cóndilos, superficies de articulación para la articulación atlanto-occipital, colocadas lateralmente en el foramen magnum
Superficie interior:
– protuberancia occipital interna – análogo de prominencia interna a occ exterior. prominencia
– cresta occipital interna – una cresta que se extiende desde la protuberancia occipital interna hasta el foramen magnum
– clivus – raya suave que se desplaza hacia delante y hacia arriba desde el foramen magnum
– Eminencia cruciforme – líneas en forma de cruz que se cruzan en la protuberancia occipital interna, dividen la superficie en 4 fosas
Agujeros Agujero magno: gran abertura oval en el centro del hueso a través de la cual pasan: médula oblongada, nervios accesorios, arterias vertebrales, arterias espinales anteriores y posteriores, membrana tectorial, ligamentos alar
Agujero yugular: ubicado entre la parte petrosa del hueso temporal y el margen correspondiente del hueso occipital; contiene senos petrosos y sigmoides inferiores; glosofaríngeo, vago, nervios accesorios
Canal hipogloso: perfora las partes condilares del hueso, contiene el nervio hipogloso

Anatomía del hueso occipital

hueso occipital

Agujero magno

El hueso es convexo externamente y cóncavo internamente. Se divide en cuatro partes: la parte basilar, dos partes condilares y la parte escamosa. Los cuatro están dispuestos alrededor de una gran abertura, el agujero magno. Las estructuras que pasan por este agujero incluyen:

  • El tronco del encéfalo (médula oblongada)
  • Rama espinal del nervio accesorio
  • Arterias espinales anteriores y posteriores
  • Arteria vertebral
  • Vena espinal

Parte basilar

La parte basilar se sienta anterior al agujero magno y adyacente a la parte petrosa del hueso temporal. Anteriormente, se fusiona con el hueso esfenoides para formar el clivus durante la adolescencia (hueso tribasilar).

También te puede interesar: Anatomía Topográfica, Modelos anatómicos

Tanto el músculo constrictor faríngeo superior como el inserto de rafe faríngeo sobre el tubérculo faríngeo se encuentran en la superficie inferior de la parte basilar.

Partes condilares

Las partes condilares están localizadas lateralmente al agujero magno. Comprenden dos prominencias en forma de riñón (cóndilos occipitales) que se articulan con la primera vértebra cervical (articulación atlantooccipital).

Posterior a ellos se encuentran los canales condilares por donde pasan las venas emisarias condilares y conectan los plexos venosos vertebrales externos con los senos sigmoideos. El nervio hipogloso sale del neurocranio a través del canal hipogloso que perfora la parte condilar del hueso occipital.

Parte escamosa

La parte escamosa es la más grande de las cuatro. Una prominencia palpable conocida como la protuberancia occipital externa se encuentra en la línea media de la superficie externa que sirve como un accesorio para el músculo trapecio.

Además, la superficie externa presenta tres líneas curvas denominadas líneas nucales:

  • La línea nucal más alta se extiende lateralmente desde la protuberancia occipital externa y es el sitio de origen del músculo epicraniano y la aponeurosis epicraneal.
  • La línea nucal superior corre ligeramente inferior. Proporciona origen a los músculos trapecio, esternocleidomastoideo y músculo esplenio.
  • La línea nucal inferior corre más abajo. El músculo semiespinoso cervical se inserta por encima de él.

La parte escamosa del hueso occipital está marcada por surcos en su superficie interna debido a los senos craneales venosos: el seno sagital superior, los senos transversos y el seno sigmoideo.

Superior al surco para el seno transverso es una depresión que aloja los lóbulos occipitales del cerebro (fosa cerebral) y la depresión inferior correspondiente alberga el cerebelo (fosa del cerebelo).

Las suturas

El hueso occipital está bordeado en la parte superior y lateralmente por la sutura lambdoidea que lo separa de los huesos parietales. Se articula con el proceso mastoideo a través de la sutura occipitomastoidea. La sutura petro-occipital une la parte pétrea del hueso temporal con el hueso occipital. La sutura esfeno-occipital entre los huesos esfenoides y occipital desaparece a medida que se fusionan durante la adolescencia.

Osteología

Las partes basilares y condilares se desarrollan a través de la osificación endocondral. La mayor parte de la parte escamosa sufre también osificación endocondral, excepto su parte superior, que se desarrolla a través de la vía intramembranosa.

En los recién nacidos, las cuatro partes están separadas por tejido conectivo. A la edad de cuatro años, las partes escamosas y condilares generalmente se habrán osificado juntas, mientras que la porción basilar se unirá a las seis años.

Síntesis

Función

El hueso occipital es un hueso no pareado que cubre la parte posterior de la cabeza (occipital). Se divide en cuatro partes dispuestas alrededor del agujero magno, de la siguiente manera:

  • Parte basilar: se asienta anterior al agujero magno y adyacente a la parte pétrea del hueso temporal. También hay un tubérculo faríngeo en la superficie inferida de la parte basilar.
  • Partes condilares: están situadas lateralmente al agujero magno y comprenden dos cóndilos occipitales. Posterior a ellos están los canales condilares, mientras que el canal hipogloso también perfora la parte condilar del hueso occipital.
  • Parte escamosa: contiene una prominencia palpable llamada protuberancia occipital externa, junto con tres líneas nucales y surcos para los senos venosos durales.

El hueso occipital está bordeado por las suturas lamboidea, occipitomastoidea y petro-occipital. Además, se desarrolla a través de osificaciones endocondrales e intramembranosas.